12 jun. 2013

El clásico del autor inglés George Orwell "1984"


El clásico del autor inglés George Orwell "1984" registró un récord de ventas en los últimos días, tras el escándalo de espionaje por las filtraciones del topo Edward Snowden sobre las operaciones secretas de la Agencia Nacional de Seguridad estadounidense (NSA) para acceder a información personal de millones de ciudadanos.
Las ventas del libro aumentaron un 337% desde que se publicaron las revelaciones de Snowden, que dieron cuenta cómo la NSA accedió a millones de conversaciones telefónicas y datos de Internet personales.
El grupo Amazon informó que "1984" rompió todos los récords de ventas desde entonces.
La novela política de ficción introdujo los conceptos del omnipresente y vigilante Gran Hermano (Big Brother), de la notoria habitación 101, de la ubicua policía del Pensamiento y de la neolengua.
Según analistas, existen paralelismos entre la sociedad actual y el mundo de 1984, y sugieren que estamos comenzando a vivir en lo que se ha conocido como sociedad orwelliana.
En tanto, el pasado 6 de junio se conmemoraron 60 años desde la publicación del libro.
(Fuente: Agencias)




Reaparece el experto en informática que reveló filtraciones del gobierno Obama

El protagonista del nuevo escándalo que sacude Washington es Edward Snowden, un joven de 29 años, criado en Carolina del Norte y Maryland. 

No tiene títulos universitarios, pero es experto en espionaje. Trabajó como guardia en la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en inglés), después como oficial de seguridad informática de la CIA, y finalmente para una firma privada de seguridad.

Por su propia cuenta, decidió confesar que fue él quien le reveló al diario inglés The Guardian, y luego a The Washington Post, los documentos que muestran cómo el Gobierno de EE.UU. monitorea de forma secreta llamadas telefónicas e información en servidores de internet (correo electrónico, Facebook, Skype, etc.) que utilizan sus ciudadanos.

En una entrevista concedida a The Washington Post desde Hong Kong, donde permanece en busca de asilo político, dijo que no ha hecho “nada malo” y que entiende que lo “harán sufrir por sus acciones”. 

Además, confesó que “su único motivo es informar a la población de lo que se está haciendo en su nombre y lo que se está haciendo contra ellos”. Por su parte, la Casa Blanca está en silencio. 

No se sabe si Edward Snowden será tratado como un criminal, y si se diligenciará un pedido en extradición. Por ahora, oficiales que hablaron en condición de anonimato con The Washington Post aseguran que investigan cómo este individuo, que era básicamente un contratista, tuvo acceso a información tan sensible de la inteligencia estadounidense.

El paradero de Edward Snowden en Hong Kong es desconocido, y los análisis apuntan a que no eligió bien este país para pedir asilo. Hong Kong tiene un acuerdo de extradición con EE.UU. vigente desde hace más de una década, y es improbable que no se respete si llega a emitirse un pedido desde Washington.

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...