8 sept. 2018

El 13 de septiembre día del bibliotecario

Resultado de imagen para bibliotecario

El 13 de septiembre se celebra el día del bibliotecario (en Argentina) un saludo a todos los colegas que abrazaron esta profesión.


Para festejar nuestro día comparto con Uds. frases sueltas del libro Conferencia sobre la lluvia de Juan Villoro.


Conozco el color, la textura, el peso, la ubicación y la vecindad que tienen los libros que son míos.

No es fácil prestarle los libros a alguien que los ama lo suficiente para no devolverlos. Entre perder una amistad y perder un libro, cualquier bibliófilo prefiere perder una amistad.

Me eligió como se elige un libro en una biblioteca. Ignoro si me escogió por el título, el lomo, la portada, la tipografía o por mi ubicación entre otros libros. No sé qué clase de texto fui para ella.

Para leer, podemos traer a un notario. Leer es una actividad mecánica.

Puede ser cumplida por un autómata, un autómata ilustrado, eso sí. La lectura no exige tener ideas propias, pero sí seguir el ritmo de las frases, algo más difícil de lo que parece...

He ordenado una biblioteca a lo largo de mi vida y los libros han desordenado mi vida.

Lo más importante de los libros son las manos que los entregan.

Lo mejor de mí eran los libros, no mis opiniones sobre ellos.


Mientras haya necesidad de encontrar otras manos, habrá libros de papel.






Sipnosis
Conferencia sobre la lluvia aborda una situación teatral por excelencia: hablar en público. Un conferencista extravía sus apuntes y el nerviosismo lo lleva a decir cosas impensadas. El tema de la charla es la relación entre la lluvia y la poesía amorosa. En el vértigo de la improvisación, el protagonista habla de sí mismo pero no abandona su propósito original; a su mente acuden los poetas que han cambiado el clima con sus versos. De manera fascinante se mezclan dos formas del discurso: la conferencia y la confesión.

Protagonizado por un bibliotecario, este monólogo escrito por Juan Villoro es una honda y muchas veces irónica reflexión sobre la vida de los libros y las emociones que despiertan. Una biblioteca es una colección de amores, repudios, sospechas y nostalgias, por lo que dicen sus volúmenes, pero también por el modo en que han sido leídos. Conferencia sobre la lluvia depara una sorpresa final: el destinatario de la charla. Si un libro depende del lector, una conferencia depende del público. La voz tiene sentido si alguien la oye. Misteriosamente, también define a quien la oye. Escuchar es ser interpretado. Un conferencista habla en escena. Ha perdido sus papeles y sus palabras se precipitan. Mientras tanto, una presencia sigilosa lo escucha con el azoro que provoca la caída de la lluvia.


No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...