28 mar. 2017

10 formas inteligentes de dejar tu empleo actual




Si tu incomodidad en la vida profesional está arrastrando lentamente la vida personal, es un indicador de que debes dejar tu actual puesto y buscar un nuevo rumbo; sin embargo, piensa bien las cosas y no tomes decisiones precipitadas.

Renunciar a un empleo suele ser un tema complicado, más aún cuando en general todo está bien. El ofrecimiento de una mejor posibilidad laboral desde el punto de vista económico o profesional, nuevos desafíos y responsabilidades, son los principales motivos que hacen migrar a las personas de las compañías.

Por muy mala que haya sido tu experiencia, antes de actuar impulsivamente, reflexiona un poco. Dejar una mala impresión en una empresa, puede cerrar varias puertas. En la mayoría de los procesos de selección piden referencias de las compañías donde has trabajado, ¿para qué arriesgarse?

La transición de un empleo a otro no tiene por qué resultar una experiencia desagradable. La manera en cómo dejas un trabajo, establecerá la última imagen que tus colegas tendrán de ti. La forma en la que serás recordado.

Estos son algunos consejos que te permitirán renunciar de forma diplomática, sin consecuencias que más tarde podamos lamentar.

1. Una auditoría rápida: Realiza una breve lista de pros y contras sobre tus actividades en el trabajo.

2. Ahorros: Si vives al día, dejar el trabajo es casi imposible hasta que asegures una nueva posición en otro lugar. Procura tener por lo menos 6 meses de gasto ahorrados en el cochinito.

3. Avisa con tiempo: Si ya tienes asegurada otra posición, ten en cuenta que un buen profesional avisa que dejará el trabajo actual con por lo menos un par de semanas antes de dejar la oficina.

4. Confianza: Antes de hacer tu renuncia con Recursos Humanos, es necesario que tu jefe inmediato lo sepa y no se decepcione de tu actitud.

5. Sé diplomático: Cuando hables con tu jefe trata de ser honestos sobre las cosas con las que te sientes incómodo. Claro, eso no quiere decir que sólo te quejes y eches pestes de la empresa.

6. Ayuda: Explica las razones por las que estás saliendo de ese lugar, pero ayuda a mejorar tu posición con nuevas ideas y retroalimentación con tu jefe.

7. Cumplidos: No se trata de ser “barbero”, más bien es cuestión de realzar los aspectos positivos del actual empleador.

8. No te quemes: Evita terminar de mala forma las relaciones de trabajo con tu jefe y compañeros. Nunca sabes cuándo te los volverás a encontrar en futuros empleos.

9. No aflojes: Ya que avises sobre tu renuncia, lo mejor es que continúes haciendo tu trabajo de la mejor manera, trabajando duro.


10. Relájate: Si tu renuncia ha sido un camino difícil, date tiempo de relajación para comenzar tu nuevo rol con perspectiva.

Demuestra buena disposición y ofrécete a capacitar a alguien más. Lo ideal es tener tiempo no tan sólo para entregar en orden tu trabajo, sino que para capacitar a otras personas sobre las responsabilidades que tenías a cargo. De esta manera el impacto de tu renuncia para la empresa será mucho menor el impacto y tu reputación no se verá afectada.

Fuente bibliográfica
10 formas inteligentes de dejar tu empleo actual. Mundo Ejecutivo [en línea], [sin fecha]. [Consulta: 28 marzo 2017]. Disponible en: http://mundoejecutivo.com.mx/management/2017/03/28/10-formas-inteligentes-dejar-tu-empleo-actual. 

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...